El fino arte de ser un Desagradecido.

No hay nada peor que un desagradecido, son ellos quienes arruinan las almas de los nobles, des afortunadamente, esta sub especie de la humanidad pulula por doquier y, como si no le hicieran daño a nadie, van por la vida creyendo merecerlo todo, pero ojo, porque no es cosa fácil ser un puto desagradecido, debes poner atención a ciertos lineamientos (porque hasta estos ojetes tienen su mérito)

1.- Para ser un desagradecido de corazón, debes vivir cegado por una aberrante egolatría, pasar por alto las cuestiones básicas de vivir en sociedad, como si ubieras nacido imposibilitado para agradecer cualquier gesto, ayuda o favor que recibes y, si por algún descaminado descuido se te llegara a escapar un “gracias”, este deberá ser dicho de dientes para afuera.

035300300_1433054822-Gossip2.- Para ser un desagradecido pinches grandote, debes ser inconsistentes, hablar mal de quienes ya no te sirven como a ti te agrada, terminar tus relaciones y amistades constantemente, pero siempre retomarlas (embanderando siempre y soberbiamente tus impecables cualidades de amistad y haciendo alarde de tu falsa hidalguía), porque en el fondo, siempre necesitarás a alguien que te saque de problemas, que te ahorre tiempo, dineros y esfuerzos o simplemente, que te haga compañía (porque en el fondo le tienes pavor a la soledad)

3.- Para ser un admirable desagradecido, debes aprender a disculparte de la misma manera en la que dices gracias… de dientes para afuera.

4.- Para ser un desagradecido de esos que hacen temblar la tierra, es imperativo hacerle daño a tus benefactores, (aunque suene absurdo debes hacerlo, así somos los desagradecidos, pendejos) encuentra sus defectos (o esas cosas y costumbres que tú entiendes como sus defectos) y critícalo frente a otras personas (entre más cercanos sean, mayor será el daño), esto alimentará tu ego y te colocará por encima de los demás (aunque sepas que eso es imposible porque en realidad, te sabes inferior)

humillar

5.- Para ser un súper desagradecido es necesario que eches mano de tu mejor súper poder, la mala paga, pide prestado a tus amigos y parientes, estipula un plan de pagos e incúmplelo, paga siempre menos de lo que acordaste, que no te importe si la otra persona tiene necesidades o no, págale a capricho y nunca dejes de darte esos pequeños lujos que tanto te mereces (que con dinero ajeno, siempre saben mejor) y si por alguna ingrata razón te buscan para cobrarte, empútate, ellos no entienden que tú, lo mereces todo.

6.- Para que el ser desagradecido resulte redituable, debes rodearte de muchos amigos (todos son y serán siempre iguales a ti), te usarán, te traicionarán, te harán sentir que vales muy poco pero siempre te perdonarán y esto, esto es lo que vale la pena de ser una puta basura, que nunca estás solo, no podrás contar con nadie pero… ¿qué diablos?, siempre habrá pendejos honestos alrededor para seguirlos envenenando.

7.- Pero para coronarte como el rey de los desagradecidos (es decir, ser un verdadero hijo de puta), debes aprender a pagar con la peor moneda posible, la ingratitud (aunque suene redundante), si alguien te hace un favor de esos que podrían catalogarse de vida, incluso como heroicos, lo mejor que puedes hacer es volverte indiferente ante su vida, debes ser aún más hiriente de lo que ya eras, porque ellos, los buenos, no merecen un trato equiparable a sus buenas acciones y su admirable forma de ser podría opacar tu basurera y lame-cazuelas existencia.

Recuerda que tú eres único, que mereces de todo y de lo mejor y que nadie, absolutamente nadie puede decirte lo contrario, nunca estarás solo (aunque nunca serás realmente amado) porque todos estamos obligados a servirte.

PS.- En esta redacción estamos positivamente seguros de decirte que, si no entendiste el sarcasmo de la nota, sonrías, porque seguramente eres parte del peor gremio de la especie humana.

GRACIAS por leernos.

foto-traicion

Deja un comentario

Powered by WordPress | Designed by: diet | Thanks to lasik, online colleges and seo